Cirrosis Hepática

  • Definición

    La cirrosis es el resultado de un daño progresivo en el hígado, el cual ha sido afectado habitualmente durante varios años y se caracteriza por la presencia de cicatrices llamadas fibrosis en el tejido hepático las cuales reemplazan de manera progresiva al tejido sano. Estos cambios del hígado interfieren no solamente con la estructura, sino también con el funcionamiento normal del hígado, ocasionando su daño irreversible, además de serias complicaciones.

  • Sintomas

    Las personas con cirrosis hepática en etapa inicial normalmente no presentan síntomas (cirrosis compensada). Por lo general, la cirrosis se detecta primero en algún análisis de sangre, en una revisión médica habitual o por la aparición de complicaciones (cirrosis descompensada).
    En la medida que la enfermedad progresa se pueden presentar síntomas como:
    • Fatiga y desaliento
    • Inapetencia y pérdida de peso
    • Náuseas o dolor abdominal
    Posteriormente, con el deterioro de la función hepática, los síntomas pueden abarcar:
    • Acumulación de líquido en las piernas (edema) y en el abdomen (ascitis)
    • Coloración amarillenta en la piel, las membranas mucosas o los ojos (ictericia)
    • Heces de color pálido (blancas)
    • Enrojecimiento de las palmas de las manos
    • En los hombres, impotencia, encogimiento de los testículos e hinchazón de las
    mamas
    • Tendencia a la formación de hematomas y sangrado anormal
    • Confusión o dificultad para pensar

  • Causas y factores de riesgo

    La cirrosis es el resultado final del daño progresivo e irreparable del hígado causado por enfermedades generalmente de larga evolución. Las causas más comunes son:
    -Alcoholismo: El consumo excesivo y por largo tiempo de alcohol daña el hígado.
    -Infección por virus de la hepatitis B o C: Son virus que afectan el hígado y en un porcentaje importante producen daño crónico.
    Otras causas menos comunes, pero muy importantes:
    -Hepatopatía grasa no alcohólica (hígado graso unido a inflamación del hígado). Se presentan cicatrices progresivas cuando las células del hígado almacenan exceso de ácidos grasos y lo inflaman.
    -Trastornos en las vías biliares: Cuando el sistema inmunológico ataca a las células que revisten las vías biliares del hígado o por daño de estos conductos biliares.
    - Enfermedades hereditarias: como hemocromatosis (acumulación de hierro), Enfermedad de Wilson (acumulación de cobre), déficit Alfa-1 antitripsina (acumulo de proteína anómala).
    -Enfermedad autoinmune: El sistema de defensa ataca las células del hígado.

  • Tratamiento

    El tratamiento para la cirrosis del hígado depende de la extensión y causa del daño hepático. Se aplican las siguientes terapias para la cirrosis hepática en etapa inicial:
    • Cambios en el estilo de vida. Recibir tratamiento para el alcoholismo y perder peso puede evitar más daños en el hígado.
    • Medicamentos. Se podrían recetar fármacos para hacer más lento el avance de ciertos tipos de cirrosis hepática. Otros medicamentos alivian los síntomas de comezón, cansancio y dolor.
    • Dieta: Consumir una dieta saludable con poca sal
    • Vacunarse contra enfermedades como la influenza, la hepatitis A y B, y la neumonía por neumococo
    • Hablar con el médico acerca de todos los medicamentos que toma, incluso hierbas y suplementos, al igual que medicamentos de venta libre En las etapas más avanzadas el tratamiento se basa en el manejo de las complicaciones, que se explican a continuación.

  • Complicaciones

    Infecciones. Se podrían formular antibióticos para prevenir o tratar infecciones derivadas del mal funcionamiento hepático.
    • Hipertensión portal. La cirrosis puede aumentar la presión sanguínea en la vena porta (vena principal que transporta sangre al hígado), lo que conduce a problemas de:
    • Retención de líquido: Se puede controlar con medicamentos diuréticos que evacuan liquido
    • Sangrado venoso en el estómago y esófago: Tratamientos endoscópicos para venas dilatadas. En caso de sangrado el paciente debe ser hospitalizado para el manejo con Endoscopia y ligadura de las venas, se pueden colocar endoprótesis vasculares o TIPS (pequeños dispositivos cilíndricos llamados "stents") en las venas del hígado para disminuir la presión sanguínea de éste y controlar o disminuir el riesgo de sangrado.
    • Encefalopatía hepática. Que genera confusión mental o altera el estado de la conciencia. Se pueden brindar medicamentos para disminuir la acumulación de toxinas en la sangre derivadas del mal funcionamiento del hígado.
    • Obstrucción de las vías biliares. Se utiliza un procedimiento a través de un endoscopio (sonda pequeña y flexible que contiene una cámara) llamado CPRE para extraer cálculos biliares y mejorar el flujo de la bilis.
    • Detección de cáncer. El riesgo para cáncer de hígado puede aumentar con la cirrosis. Si usted padece cirrosis del hígado, deberá someterse a revisiones periódicas para cáncer.
    • Insuficiencia hepática. En los casos avanzados de cirrosis, la única alternativa es un trasplante de hígado.

Bogotá

Estamos ubicados cerca a la Clínica Reina Sofía, sobre la calle 127, entre la avenida 19 y la Autopista Norte

  • Calle 127 No. 19A-44
  • Consultorios 305/512-514
  • Edificio Acomédica II
  • Cod. Post.: 110121223
  • Bogotá, DC, Colombia
  • (+57-1) 5185118, 625 0199
  • (+57-1) 625 0210
  • (+57-1) 274 9094
  • (+57) 315 289 1778
  • pqrs@gastromedicall.com

Usuarios de Waze:



  • Lunes a Viernes de 7:00 a.m. a 5:00 p.m. Sábados de 7:00 a.m. a 12:00 m.

Villavicencio

Estamos ubicados en la Clínica de Angiografía Colombia, sobre la carrera 40 con calle 33

  • Carrera 40a #33-08
  • Barzal Alto
  • Clínica de Angiografía Colombia
  • Cod. Post.: 500006077
  • Villavicencio, Meta, Colombia
  • (+57) (8) 661 0597
  • (+57) 315 289 1778
  • contacto@gastromedicall.com

Usuarios de Waze:




  • Lunes a Viernes de 7:00 a.m. a 5:00 p.m. Sábados de 7:00 a.m. a 12:00 m.
http://www.worldcoffeeproducersforum.com/wp-content/uploads/2016/11/float-register-1.png